Casas de intercambio, minería y transacciones en criptomonedas. Venezuela ya tiene un marco regulatorio para la criptoindustria. Este miércoles fue publicado el decreto constituyente sobre la Ley de Criptoactivos en la Gaceta Oficial Nº 41.575, donde se establecen las normativas que regirán al sector. La misma incluye 63 artículos, y cinco disposiciones transitorias y derogatorias.

La legislación, que fue aprobada en noviembre del año pasado por la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), entró en vigencia a partir de este jueves. Incluyó por primera vez una definición de los términos criptográficos. Entre ellos la Cadena de Bloques (Blockchain), Minería Digital, Criptoactivo, Criptografía, o “Criptoactivo Soberano“. Éste último hace referencia al petro, aunque curiosamente en ningún párrafo se menciona bajo esta denominación.

“Criptoactivo Soberano: Activo digital emitido y respaldado por la República Bolivariana de Venezuela, bajo la denominación específica que a tal efecto se le confiera”, define el punto cuatro del artículo 5.

competencias de la sunacrip

La Superintendencia Nacional de Criptoactivos y Actividades Conexas (Sunacrip) tendrá nuevas facultades ya no solo en cuanto a la minería digital, sino también en todo lo relacionado con el ecosistema cripto venezolano.

El artículo 11 de la Ley de Criptoactivos establece que la Sunacrip podrá imponer sanciones ante delitos de empresas o particulares, fiscalizar las casas de intercambio y mineros digitales, emitir permisos y licencias a inversores nacionales o internacionales, así como promover las actividades criptográficas en el sector público, comunal y privado del país.

Las infracciones o sanciones serán penadas con cárcel por un período de tres a cinco años, además de multas económicas que van de 50 a 300 criptoactivos soberanos. Esto equivale a un mínimo de 3 mil dólares y un máximo de 18 mil dólares, si se establece el valor del petro en $ 60.

El artículo 42 establece un amplio espectro de regulación y de sanciones:

“Quienes operen o realicen cualquier tipo de actividad relacionada con la constitución, emisión, organización, funcionamiento y uso de criptoactivos o criptoactivos soberanos, incluyendo la minería, sin la debida autorización del ente rector y en incumplimiento de las demás formalidades exigidas por este Decreto Constituyente, serán sancionados con multa equivalente de 100 a 300 criptoactivos soberanos”.

Otros artículos estipulan multas penales y económicas a quienes accedan al sistema sin autorización (43) o creen daños al mismo (44). Así como a quienes fabriquen, posean y distribuyan equipos o programas para el financiamiento del terrorismo, narcotráfico o legitimación de capitales (45), entre otros.

El presidente de la Sunacrip será designado por el presidente de la República. Los demás cargos de menor rango quedarán bajo ordenanza de las autoridades institucionales. Según las disposiciones del decreto, el ente regulador tiene 90 días hábiles para dictar su reglamento y código de ética interno.

registro y autorizaciones

Las casas de intercambio de criptomonedas y de minería digital (nacionales o extranjeras) y los servicios de monederos deben registrarse y posteriormente recibir una autorización de la Sunacrip para operar legalmente en el país, según los artículo 29 y 30.

Sobre las casas de intercambio de criptoactivos, el artículo 28 indica que existirán diversos tipos de licencias para las startups, las cuales responderán a su alcance, modalidades de intercambio, los criptoactivos que maneja, las monedas fiduciarias y los tipos de usuarios autorizados.

“El funcionamiento del Sistema de Registro se establecerá en la norma que a tal efecto dicte la Superintendencia, privilegiando su automatización y aplicación de medios electrónicos que garanticen orden, transparencia, seguridad, confidencialidad y eficiencia”, explica el artículo 32.

Imagen: stock.adobe.com / Morocotacoin

Vea también: Compras de bitcoin en Venezuela llegaron a 48 mil millones de bolívares en enero