La criptomoneda líder, bitcoin, rompió su récord histórico en la tasa de hashrate este 19 de agosto, lo que, de acuerdo con el comerciante y periodista probitcoin Max Keiser, puede ser una señal alcista en su precio.

Según datos de Blockchain.com, la potencia de minado de la criptomoneda original sigue alcanzando niveles nunca antes vistos y logró posicionarse en 82,5 TH/s, para establecer un nuevo hito.

Ya a principios de mes, Keizer publicó en un tuit que el precio de BTC “sigue al hashrate”, y que el hashing estuvo en una tendencia alcista durante nueve años.

El analista se basa en que, para proyectos basados ​​en blockchain como bitcoin, un hashrate más alto significa que la red es más segura, lo que aumenta la confianza de los inversores en el producto.

Asimismo, ofrece una instantánea de la cantidad de ‘mano de obra’ que se contribuye a la criptomoneda original, lo que crea más competencia para los mineros y muestra que están apostando por el activo, debido a que la minería consume muchos recursos y tiene costos de energía singulares.

El aumento del poder de hashing puede indicar la confianza del mercado, pero también crea costos operativos más altos para los mineros que obtienen recompensas en bloque.

La teoría predominante es que la mayor competencia por BTC aumenta el valor inherentemente, ya que los mineros se ven obligados a vender a un precio más alto para cubrir los costos.

Incluso, recientemente, la firma de inversión Wobull creó un sistema en el que la dificultad de minería en la blockchain de bitcoin es utilizado para calcular el mejor momento para comprar al activo.

La métrica, bautizada con el nombre de “Cinta de dificultad de bitcoin”, utiliza los valores promedios que da la cadena de bloques del BTC respecto a su dificultad de minería. Así, genera una cinta que se comprime o marca valores negativos en el momento más idóneo para comprar la divisa.

Aún así, no todos están de acuerdo en que la “Teoría del valor del trabajo” se aplica a bitcoin, pero Keizer se mantiene firme en que el hashing es un indicador alcista.

El precio del BTC subió más de 5% el 19 de agosto después de una tendencia a la baja durante una semana. El alza fue impulsado por el anuncio de Bakkt de haber recibido luz verde de parte del órgano regulador de Estados Unidos para comenzar a cotizar futuros físicos del bitcoin. Ahora, la divisa se mantiene haciendo resistencia sobre los 10.700 dólares.

Imagen: PixaBay

Vea también: ¿Efecto Bakkt? Bitcoin se mantiene positivo y hace resistencia sobre los US$ 10.700