Un informe de la firma de inversión Wobull, reveló que creó un sistema en el que la dificultad de minería en la blockchain de bitcoin podría ser utilizada para calcular el mejor momento para comprar al activo.

La métrica, bautizada con el nombre de “Cinta de dificultad de bitcoin”, utiliza los valores promedios que da la cadena de bloques del BTC respecto a su dificultad de minería. Así, genera una cinta que se comprime o marca valores negativos en el momento más idóneo para comprar la divisa.

La blockchain de la criptomoneda original posee un mecanismo que cada 2.016 bloques reajusta la dificultad de la red en proporción a la cantidad de mineros activos.

La dificultad de minería está proporcionalmente relacionada con el hash rate, valor que ejemplifica la cantidad de mineros que se encuentran confirmando transacciones en la red. A mayor cantidad de mineros, mayor es la dificultad para garantizar así los buenos incentivos y la estabilidad de bitcoin.

Los especialistas de Wobull proponen que la industria de criptominería tiene impacto en el precio del BTC y otras criptomonedas.

Los desarrolladores explican que a medida que los mineros generan nuevas criptomonedas confirmando transacciones, van vendiendo las recompensas ganadas por sus actividades en la red con el objetivo de pagar los costos de producción. Es decir, los mineros aumentan la oferta de bitcoin en el mercado, lo que produce una tendencia bajista en los precios.

Por lo general, hay un período en donde la red del activo posee muchos mineros activos confirmando transacciones. Debido a que el hash rate aumenta, la dificultad de minería se reajusta y es más difícil minar la red.

Para los grupos de minería más pequeños (con dispositivos más débiles) no resulta rentable a largo plazo minar la red de BTC con una dificultad de minería alta, cesando sus actividades. Asimismo, los mineros independientes o los grupos pequeños deben vender más monedas para sostenerse en sus actividades. Una práctica que con el pasar de los meses, los obliga a capitular.

Los grandes pools se mantienen activos cuando la dificultad aumenta, ya que poseen mineros de nueva generación y no necesitan vender tanto BTC para sostener sus actividades. La deserción de mineros provoca a su vez una disminución en el hash rate. Cuando se reajusta la dificultad de minería en relación con la nueva tasa de mineros, el precio de Bitcoin se alza ya que no hay tanta oferta en el mercado.

Wobull destaca que este comportamiento de mercado es cíclico. Al alzarse el precio y disminuir la dificultad, vuelve a ser rentable la minería para los pequeños grupos de minería. La entrada de estos nuevos competidores vuelve a aumentar el hash rate de la red con los meses. 2.016 bloques después aumentará la dificultad de minería, activando nuevamente la tendencia bajista en los precios.

Ya se minó 85% de todos los BTC

De acuerdo con los datos del monitoreo de Blockchain, los mineros de Bitcoin extrajeron la unidad número 17.850.000 como parte del proceso de validación de la transacción.

Como resultado, debido a que el número de monedas otorgadas a los mineros por bloque disminuye con el tiempo, el suministro restante solo se desbloqueará en el año 2140. Bitcoin tiene un suministro fijo total de 21 millones de unidades, por lo que ahora se ha extraído poco más del 85% del suministro total.

El suministro actual de BTC significa que solo un máximo de 17,850,000 personas pueden poseer una moneda entera. Sin embargo, en realidad parte de la oferta minera existente no está en circulación y nunca lo estará, ya que los usuarios pierden el acceso a las claves privadas.

Bitcoin la preferida de los mineros

Bitcoin sigue siendo la favorita de los mineros con hardware especializado para el algoritmo SHA-256, que comparte con bitcoin cash (BCH) y bitcoin sv (BSV).

Según el sitio de estadísticas Coin Metrics, BTC supera a sus bifurcaciones más renombradas, BCH y BSV, en tasa de hash, en ingresos generados por la minería y en seguridad de la red.

La criptomoenda original rompió récords, al alcanzar un poder de procesamiento de 78,9 exahashes por segundo, el 29 de julio de este año. Por otro lado, en lo que va del 2019, los puntos más altos en cuanto al poder de procesamiento de BCH y BSV fueron de 2,7 EH/s y 1,4 EH/s, respectivamente.

Actualmente, la red de BTC es unas 25 veces más potente que BCH y BSV.

Imagen: Archivo

Vea también: Bitcoin supera la barrera de los US$ 11.500: ¿En cuánto cerrará la semana?