El procesador de pagos de criptomonedas BitPay está recibiendo fuertes críticas por la supuesta suspensión de donaciones de bitcoin a Hong Kong Free (HKFP) .

El fundador y editor en jefe de HKFP, Tom Grundy, informó a través de twitter que los pagos por donaciones de criptomonedas se suspendieron temporalmente, aparentemente porque BitPay se había negado a transferir donaciones durante las últimas tres semanas.

Grundy señaló que los fondos estuvieron bloqueados solo porque los bancos de Hong Kong usan SWIFT y no IBAN, problema que no se había presentado antes. Hasta la fecha no ha recibido respuesta de la compañía.

Especulaciones van y vienen, incluyendo la supuesta presión del gobierno chino sobre los procesadores de pagos. Sin embargo también podría ser sólo un problema por parte de Bitpay.

El caso es que el procesador de pagos de criptomonedas acumula publicidad muy negativa para  sus servicios, poniendo en riesgo su credibilidad y confianza por parte de los usuarios. Y no es la primera vez que sucede.

¿Confusión o negación?

El problema inició cuando BitPay se negó a transferir una donación de $ 100,000 bitcoin dedicada a la prevención de incendios en la selva amazónica, alegando que superaba la cantidad máxima permitida.

BitPay comunicó a HKFP en Twitter que sólo debían cambiar la configuración de su cuenta para resolver el problema, desestimando la queja formal.

Pero la organización benéfica no pudo hacer eso, ya que para obtener un nivel superior, primero tienen que presentar la documentación de cumplimiento.

HKFP ha aceptado el soporte de Bitcoin ( BTC ) desde 2015 y desde ese momento, BitPay ha procesado pagos por valor de poco menos de 15,000 HKD ($ 1,900).

“No use BitPay”

Tom Grundy manifestó gran molestia por los percances y escribió: “Nunca usen BitPay, amigos. Verdaderamente la peor experiencia que puedan imaginar: mala reputación, comunicación abismal, servicio al cliente horrible, tarifas muy altas. Casi cualquier alternativa será mejor”.

Ya BitPay ha experimentado denuncias pasadas que involucran varios aspectos de sus operaciones, incluidos congelar pagos, fallas en el soporte de billeteras importantes y supuestamente intentar hacer que los clientes realmente usen bitcoin con menos frecuencia.

En otra ocasión la empresa también recibió una reacción negativa de la comunidad, cuando trató de pasar sus propias tarifas como “Tarifas de red de Bitcoin”, en un esfuerzo por promover más el uso de Bitcoin Cash.

Los usuarios de criptomonedas, también se han pronunciado molestos y señalan que la compañía es una complicación innecesaria para bitcoin, que funciona sin intermediarios y sin permisos de pago.

Al igual que con los clientes enojados, HKFP acudió a ofertas de procesadores alternativos como el BTCPay de código abierto.

Imagen: Coinedtimes

Ver también: En Hong Kong estudian regular criptomonedas para “proteger a los inversionistas”