juicio abogado onecoin ponzi

El abogado Mark Scott, que supuestamente lavó algunas de las ganancias de la estafa de criptomonedas OneCoin, de miles de millones de dólares, se encuentra actualmente en juicio en Nueva York, Estados Unidos.

Scott está acusado de desviar unos US$ 300 millones de EEUU utilizando cuentas corporativas en el Banco de Irlanda , a cuyos empleados se les pidió que testificaran en su contra  en septiembre, reseñó la cadena de noticias británica BBC.

El letrado supuestamente creó varios vehículos de inversión extraterritoriales, llamados «Fondos Fenero», que luego se utilizaron para lavar las ganancias de la criptoestafa.

Además, los fiscales afirman que gastó parte de los ingresos en varios artículos de lujo, incluido un yate, tres casas y un Ferrari.

Scott, antiguo socio de la importante firma de abogados Locke Lord, fue arrestado hace poco más de un año en su propiedad frente al mar en Cape Cod, Massachusetts. Previamente negó saber que las actividades de OneCoin eran potencialmente ilegales.

La criptoestafa fue operada por un dúo de hermanos y hermanas de Bulgaria,  Konstantin Ignatov y Ruja Ignatova. La pareja mostró la moneda en eventos glamorosos, prometiendo a los asistentes que lanzarían una criptomoneda como niguna otra, excepto que todo era falso.

OneCoin es uno de los mayores fraudes en criptomonedas de la historia de vida relativamente corta de la industria. Todavía no se sabe cuánto fue robado como resultado , pero las estimaciones sugieren que es de  al menos US$ 3.000 millones.

Los federales tratarán de persuadir al jurado de que Scott sabía muy bien que el dinero, que estaba canalizando a diferentes cuentas bancarias, provenía de una empresa criminal. Mientras que inversores estadounidenses, que afirman ser víctimas de OneCoin, también intentan demandar a Scott y poder obtener una indemnización.

Los abogados de Scott, por su parte, intentarán hacer ver a los fiscales que las propiedades del acusado fueron adquiridas con dinero lícito, por su trabajo en un bufete de abogados de alto rango.

Al respecto, los fiscales añaden que los millones de dólares que ganó el jurista por su papel en el bufete eran apenas «una fracción del dinero que se le pagó para blanquear el producto de los fraudes de OneCoin«.

Otros representantes y asociados de la estafa serán juzgados en tribunales de EEUU, durante las próximas semanas. Entre ellos, Konstantin Ignatov, presuntamente uno de los líderes de OneCoin; y el cofundador Sebastian Greenwood.

En la actualidad, su otra cofundadora y Ruja Ignatova, que desapareció hace aproximadamente dos años, sigue en libertad. La conocida «criptoreina» enfrenta diversas acusaciones en todo el mundo, que incluyen fraude electrónico, conspiración y conspiración para cometer lavado de dinero.

A pesar de que las autoridades de diversos países han estado detrás del caso OneCoin, con representantes detenidos en China, India y EEUU, la empresa sostiene que es inocente y su criptomoneda se sigue vendiendo.

Imagen: Shutterstock

Vea también

OneCoin niega ser un esquema piramidal y asegura que es una "criptomoneda centralizada"

Víctima de fraude de OneCoin presentó demanda en Nueva York tras pérdida de US$ 760.000

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí